¿Sirve de algo que renuncien?

No pareciera tener sentido que los partidos políticos que designaron a los miembros del INE los quieran renunciar. Es el cuento de nunca acabar esperando que algún día los consejeros lleguen a los terrenos del “hasta que me acomoden”.

El lío es grande porque la credibilidad del INE está a la baja en tiempos en que se necesita un árbitro que ataque y resuelva, en su ámbito de competencia, los problemas derivados de la jornada del 4 de junio.

Las nuevas leyes, aprobadas en el Congreso, establecieron nuevas funciones y atribuciones para el INE y para los institutos electorales de los estados, los Oples.

Ahora hay cosas que puede hacer la autoridad electoral, pero también hay otras que no, producto de las nuevas leyes. Por ejemplo, no puede atraer una elección local a petición de un partido o partidos, solo si lo solicita el OPLE local, como pasó en el Estado de México. Está claro que este elemento sumado a otros contemplados en la nueva norma no eximen de responsabilidades al INE de todo lo que debe hacer y cómo hacerlo.

Es un hecho que algunos cambios a la ley no han pasado la prueba y han sido cuestionados con razón. En la mayoría de los casos prevalecieron, para variar, las cuotas partidistas, a lo que se suma la mano de los gobernadores.

El modelo en el papel resultó atractivo y hasta novedoso, pero en la práctica aparecieron nuevos vicios, a los cuales se unen viejas prácticas que nos han acompañado por años, las que parecen imposibles de erradicar.

No queda claro qué quieren y qué esperan los partidos al apoyar a candidatos al cargo de consejero. ¿Qué es lo que quieren que sean, incondicionales o árbitros? Para qué los quieren, ¿para que hagan su tarea o para que les hagan su tarea?

Son preguntas que nos han acompañado desde siempre. Antes se trataba del Colegio Electoral o IFE, hoy se llama INE. Reconociendo el gran avance que hemos tenido en materia electoral, a lo largo de los últimos 20 años y más, está claro que lo que invariablemente es un problema es la elección de consejeros, ya que ha sido y es bajo la cuota partidista.

Los cuestionamientos le llegan al INE en muy mal momento. Las críticas lo enfilan por los peligrosos rumbos del desprestigio, pensando en los comicios del 2018. No soslayamos, insistimos, los errores acreditados a ellos, pero quienes lo cuestionan deben saber que están llevando a esa institución al desprestigio… quizá en algunos casos eso es lo que quieren.

Al final nadie va a ganar. Los partidos viven en el desprestigio, el árbitro es desacreditado y la elección del año que viene camina por escenarios impredecibles y pinta para ser profundamente reñida, a pesar de quienes ya se ven como ganadores.

Estamos a tiempo de ajustar el INE y los Oples. Buena parte de los problemas pasa por el instituto, pero también por los partidos políticos.

Lo peor que puede suceder es que la desconfianza crezca y que erosionemos las instituciones. Lo lamentable es que lo sabemos, pero para allá vamos.

RESQUICIOS 

Así nos lo dijeron ayer:

El SNA está instalado desde abril. Ayer lo que debió hacerse es echarse a andar en todo el país. El Comité de Participación Ciudadana del SNA no presenta denuncias ni tampoco investiga, lo que hace es coordinar todas las instancias que tienen que ver con el sistema. Damos seguimiento y proponemos políticas públicas.

Jacqueline Peschard. Pdte. Comité Participación Ciudadana, SNA.

La “nueva” FIFA ha puesto la lupa en la posible corrupción en el futbol español. Tenía varios meses siguiendo al hijo del presidente de la Federación Española, quien todo parece indicar es quien hacía los “negocios”. Maradona le había dicho al titular de la FIFA que si no cambiaba al organismo el futbol iba a perder su alegría. El efecto moral para el balompié español es altamente negativo, pero para el negocio del Real Madrid y Barcelona todo seguirá igual.

Hugo Sánchez Gudiño. UNAM.

Posted on by Carlos Candiani in Quebradero Deje su comentario

Add a Comment

  • Periodista desde hace 30 años y contando…

    Soy egresado de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la Universidad Nacional Autónoma de México; con estudios de licenciatura en la Universidad Iberoamericana. Fui docente de la carrera de Comunicación de la Universidad Autónoma Metropolitana hasta la década de los 80.
     
    Conduzco de lunes a viernes de 6:00 a 9:00 el noticiario de la mañana en Once TV y de 1:00 a 3:00 de la tarde el de ArrobaFM, que se transmite en vivo en 26 ciudades del país. Los miércoles a las 21:00 horas estoy al frente de Mesa de diálogo en el Canal del Congreso, un espacio de conversaciones con los legisladores sobre los temas que se discuten en el Poder Legislativo. Conduje la inauguración de la edición 22 de los Juegos Olímpicos de Invierno en Sochi, Rusia.
     
    Ofrezco conferencias y seminarios en universidades y centros de exposiciones. He trabajado principalmente en medios electrónicos, aunque he mantenido espacios de opinión en medios escritos desde hace mucho tiempo.

  • Escribo la columna ‘Apunte’ en el periódico deportivo Récord todos los días y tengo un espacio los sábados: ‘Convicciones’, en el que trato temas de mi segunda pasión en la vida: los deportes.
     
    En televisión, fui conductor titular de los espacios de noticias matutinas en lo que fue Imevisión y del programa de revista Solórzano 3.0 en Once TV México.
     
     

  • Obtuve en dos ocasiones el Premio Nacional de Periodismo y he entrevistado a personalidades que van desde Mick Jagger hasta el subcomandante Marcos, pasando por políticos de todos niveles y de todos los partidos políticos.
     
    Desde julio de 2009, está en la red javiersolorzano.com, una apuesta que abre las opciones informativas en un medio nuevo con editoriales diarias vía podcast.