La ilegalidad como forma de vida

Las tomas clandestinas de los ductos de Pemex ni son un fenómeno que deba sorprendernos  y tampoco es algo nuevo. Lleva mucho tiempo y en lo que hoy queda de la paraestatal se sabía de él desde hace años.

Se hablaba en voz baja de los “huachicoleros” o de los “chupaductos”. Conversando hace no muchos años con diferentes personajes de la todavía paraestatal sobre el tema, nos decían que esta práctica se había convertido en una suerte de “mal necesario”.

En Pemex se conocía a detalle lo que estaba pasando, pero entre que dejaron pasar las cosas, entre que no querían meterse en broncas, la desidia y la corrupción, se fue creando una ilegalidad que terminó como “legal”, la cual fue permitida y en algún sentido hasta avalada.

Al no hacerse nada a profundidad, como suele suceder hacen como que hacen, los “huachicoleros” se fueron fortaleciendo y empezaron a apoderarse de la zona conocida como el “triángulo dorado”, que más bien, como dice Fluvio Ruíz, especialista en temas energéticos, debería llamarse “triángulo negro”.

Al hacerse de la ilegalidad una forma de vida, los “chupaducteros” se fortalecieron en función de su cada vez más rentable actividad y porque establecieron relaciones con grupos de la delincuencia organizada, señaladamente los “zetas”. El escenario que fueron construyendo fue cada vez más difícil de atacar. Se perdió el control de la zona la cual se fue convirtiendo en la tierra de nadie. Las autoridades ya no podían entrar y lo asumieron. El colmo fue que dejaron pasar el tiempo, nadie se quería meter.

La semana pasada que lo intentaron se les vinieron encima ataques que vienen a confirmar la fuerza que han tomado los “huachicoleros”. Están armados y están abiertamente dispuestos a mantener su ilegalidad como forma de vida sin importar las consecuencias.

Tan están dispuestos a lo que sea que colocaron mujeres y niños al frente de las fuerzas armadas, algo así como escudos humanos, para que no fueran atacados y que no pudieran entrar a la “zona dorada”.

Las preguntas en estos casos siempre son las mismas: ¿cómo es que hemos llegado a este estado de las cosas?, ¿cómo es que hemos sido testigos del crecimiento de la ilegalidad ante nuestros ojos y sobre todo de los gobiernos estatal y el federal y no se ha hecho nada?, ¿cómo es que se ha permitido que la empresa paraestatal que da una de las identidades al país esté siendo saqueada desde hace buen tiempo, lo que provoca un agujero a las finanzas  de Pemex?

¿Quién gana además de los “huachicoleros” en está actividad ilícita?

Se dejan correr actividades bajo el supuesto de que permiten resolver problemas, sobre todo en algunas comunidades, y si bien no se permiten o avalan tampoco terminan por prohibirse.

Lo que hacen es postergar la solución a los problemas con todo y que saben que tarde o temprano pueden explotar de manera incontrolable. Postergar soluciones es una de la definiciones propias de los gobiernos en el país. No le entran porque se mueven entre el evitar problemas y sobre todo bajo la rentabilidad política.

El problema es realmente serio y no hay salidas fáciles. La gente no va a querer ceder siendo que tienen a la gasolina con precios bajos como su forma de vida, a la vez que también tienen a los ávidos consumidores como sus aliados.

No hay capacidad de maniobra y ahora tienen que hacer lo que debieron hacer hace ya varios años ante una ilegalidad, la cual además está armada hasta los dientes.

RESQUICIOS

* Francia decidió su presente pero no está nada fácil lo que le viene. Le Pen como representante de una concepción del mundo conservadora, autoritaria y cerrada ya está en la brega con un 30 % y con futuro. Macron debe mostrar su músculo en el corto plazo que justifique las virtudes que con razón le dieron el triunfo de ayer. De nuevo Francia como referente y faro del mundo; respiraron los galos, los europeos y de paso todo el mundo.

Posted on by Carlos Candiani in Quebradero 1 Comment

One Response to La ilegalidad como forma de vida

  1. Carlos Lara A

    Huachicoleros y Francia, dos extremos que parecen no tocarse y que, sin embargo tienen algo en común: nada se encuentra como sería deseable, lógico y conforme a la convivencia humana.
    Acá el robo, el hurto, la clandestina actividad defendida hasta con las armas; allá el robo, el hurto, la actividad corruptora a plena luz del día, y también, defendida con el voto y con las armas.

     

Add a Comment

  • Periodista desde hace 30 años y contando…

    Soy egresado de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la Universidad Nacional Autónoma de México; con estudios de licenciatura en la Universidad Iberoamericana. Fui docente de la carrera de Comunicación de la Universidad Autónoma Metropolitana hasta la década de los 80.
     
    Conduzco de lunes a viernes de 6:00 a 9:00 el noticiario de la mañana en Once TV y de 1:00 a 3:00 de la tarde el de ArrobaFM, que se transmite en vivo en 26 ciudades del país. Los miércoles a las 21:00 horas estoy al frente de Mesa de diálogo en el Canal del Congreso, un espacio de conversaciones con los legisladores sobre los temas que se discuten en el Poder Legislativo. Conduje la inauguración de la edición 22 de los Juegos Olímpicos de Invierno en Sochi, Rusia.
     
    Ofrezco conferencias y seminarios en universidades y centros de exposiciones. He trabajado principalmente en medios electrónicos, aunque he mantenido espacios de opinión en medios escritos desde hace mucho tiempo.

  • Escribo la columna ‘Apunte’ en el periódico deportivo Récord todos los días y tengo un espacio los sábados: ‘Convicciones’, en el que trato temas de mi segunda pasión en la vida: los deportes.
     
    En televisión, fui conductor titular de los espacios de noticias matutinas en lo que fue Imevisión y del programa de revista Solórzano 3.0 en Once TV México.
     
     

  • Obtuve en dos ocasiones el Premio Nacional de Periodismo y he entrevistado a personalidades que van desde Mick Jagger hasta el subcomandante Marcos, pasando por políticos de todos niveles y de todos los partidos políticos.
     
    Desde julio de 2009, está en la red javiersolorzano.com, una apuesta que abre las opciones informativas en un medio nuevo con editoriales diarias vía podcast.