La FIFA se quiere lavar la cara

¿Es una burla o son migajas el que México solo tenga 10 partidos del Mundial de Futbol en caso de que sea sede junto con Canadá y Estados Unidos en el 2026? Es entendible la molestia entre los aficionados y algunos medios de comunicación en el sentido de que nuestro país sea un anfitrión menor, mientras Estados Unidos se lleva casi todo el pastel.

De los tres países sin duda el que tiene una arraigada, histórica y pasional afición por el juego es el nuestro. El futbol es parte de nosotros y de nuestra identidad, por más que para algunos suene exagerado.

Tiene que ver con nuestras relaciones sociales, es cuestión de que juegue la selección nacional para que entremos en una especie de trance. Los partidos clasificatorios para los mundiales y los mundiales tienen una gran audiencia que va más allá de las reuniones sociales.

Si antes el juego era visto y practicado por los “peladitos”, como dice Raúl Orvañanos, hoy es de todos sin importar género, edad o posición económica.

Ésta es una de las razones de la molestia y hasta ofensa que ha producido entre muchos por solo diez partidos que se pudieran jugar en el país, en caso de que México sea una de las tres sedes del Mundial 2026.

La posibilidad de que Concacaf sea la sede está lejos de decidirse. Por lo pronto hay otras dos opciones: Australia y Nueva Zelanda por un lado y España, Portugal y Marruecos por el otro. El camino hasta mayo del 2020, fecha en que se designará la sede, es largo.

¿Está México en posibilidad de organizar un Mundial solo? Si se trata de instalaciones existe una base muy buena, si bien algunos estadios requieren de arreglos, en lo general cumplen los requisitos y son buenos. A esto se suma que hay planes de construir dos o tres estadios.

El problema tampoco tiene que ver con el transporte o el hospedaje. La experiencia organizadora de muchos eventos mundiales también suma. Hay capacidades probadas, sobre todo en lo humano, en donde cada quien sabe qué hacer.

El problema medular no está en estos ámbitos. La gran pregunta es si el país está para organizar un Mundial, por más que falten nueve años. ¿Estamos para pensar en ello en medio de los líos en que estamos, muchos de los cuales no se ve que se vayan a solucionar en el corto o mediano plazo porque requieren de tiempo y de nuevas voluntades?

La FIFA abusa, exprime, toma el poder en donde se organiza un Mundial y se apodera. Las sedes son designadas a su conveniencia, siempre ha sido así y no se ve que vaya a cambiar. El criterio bajo el cual se eligió a Rusia y Qatar para los siguientes mundiales sigue siendo un enigma.

A la FIFA le ha dado ahora por ser incluyente y por ello está convocando para 2026 a 48 equipos: quiere que olvidemos su crisis.

En función del mundial de 2026 diríamos que es lo que hay. Es evidente que nuestro país puede celebrar más de 10 juegos, lo que incluye el partido inaugural, pero para ello hay que pelear.

Estado Unidos se vio obligado a sumar a México y Canadá porque muy probablemente la FIFA se lo exigió.

Los “fifos” en su papel de “incluyentes” suman a un país en donde están tratando de intensificar la práctica del futbol y a otro en donde el juego es una forma de vida.

Esperemos qué viene, estamos solo en el saque.

RESQUICIOS

Así nos lo dijeron ayer:

Siendo frontera tenemos grandes beneficios. Para el narcotráfico resulta también una zona muy atractiva. Tres cárteles se están peleando la plaza. Recibimos la semana pasada una alerta de la Policía Binacional de que podemos sufrir una seria agresión por parte de los Arellano Félix, la razón puede ser la publicación de una profunda investigación en que planteamos que están buscando reactivarse. El año pasado también recibimos una alerta por publicar fotografías de integrantes del Cártel Jalisco Nueva Generación. Los 37 años de Zeta se deben a la solidaridad y la atención de muchos: Adela Navarro Bello, directora semanario Zeta.

Posted on by Carlos Candiani in Quebradero Deje su comentario

Add a Comment

  • Periodista desde hace 30 años y contando…

    Soy egresado de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la Universidad Nacional Autónoma de México; con estudios de licenciatura en la Universidad Iberoamericana. Fui docente de la carrera de Comunicación de la Universidad Autónoma Metropolitana hasta la década de los 80.
     
    Conduzco de lunes a viernes de 6:00 a 9:00 el noticiario de la mañana en Once TV y de 1:00 a 3:00 de la tarde el de ArrobaFM, que se transmite en vivo en 26 ciudades del país. Los miércoles a las 21:00 horas estoy al frente de Mesa de diálogo en el Canal del Congreso, un espacio de conversaciones con los legisladores sobre los temas que se discuten en el Poder Legislativo. Conduje la inauguración de la edición 22 de los Juegos Olímpicos de Invierno en Sochi, Rusia.
     
    Ofrezco conferencias y seminarios en universidades y centros de exposiciones. He trabajado principalmente en medios electrónicos, aunque he mantenido espacios de opinión en medios escritos desde hace mucho tiempo.

  • Escribo la columna ‘Apunte’ en el periódico deportivo Récord todos los días y tengo un espacio los sábados: ‘Convicciones’, en el que trato temas de mi segunda pasión en la vida: los deportes.
     
    En televisión, fui conductor titular de los espacios de noticias matutinas en lo que fue Imevisión y del programa de revista Solórzano 3.0 en Once TV México.
     
     

  • Obtuve en dos ocasiones el Premio Nacional de Periodismo y he entrevistado a personalidades que van desde Mick Jagger hasta el subcomandante Marcos, pasando por políticos de todos niveles y de todos los partidos políticos.
     
    Desde julio de 2009, está en la red javiersolorzano.com, una apuesta que abre las opciones informativas en un medio nuevo con editoriales diarias vía podcast.