AMLO, UACM, CNTE, educación…

Tarde que temprano Morena y la SEP van a terminar enfrentados. No se ve cómo puedan tener puentes de comunicación en el tema educativo. La creación de escuelas por parte de la organización de López Obrador es al mismo tiempo un proyecto educativo y un reto político.

Por el momento no hay cómo saber cuál es el nivel de preparación de los estudiantes formados al amparo del partido del tabasqueño, como de hecho sucede con los estudiantes y egresados la Universidad Autónoma de la Ciudad de México. Preguntar o hacer una crítica puede terminar por ser una afrenta y un reto en contra de Morena, y sobre todo de su poderoso e intocado líder.

El ejercicio de la crítica y autocrítica no han sido un signo de identidad de Morena. Diferentes experiencias adversas en las que con razón López Obrador ha protestado, a lo que se suma el poder absoluto y abrumador que ejerce en el partido, y en algún sentido hacia sus militantes, -no es casual que corra como leyenda urbana el concepto de peje-zombis- ha provocado que la organización sea tajantemente vertical.

El proyecto educativo de Morena tiene una alta dosis de juego de vencidas. López Obrador se ha movido en medio de varias aguas. Una de sus estrategias lo ha llevado a buscar por diferentes medios una alianza con la CNTE, la cual se le ha negado; los maestros tendrán sus razones. Uno de los ofrecimientos del tabasqueño es que si apoyan a Morena en Oaxaca y triunfa en las elecciones para gobernador, la CNTE tendrá de nuevo el control del IEEPO; dicho de otra manera tendrán otra vez la rectoría de la educación en el estado.

La insistencia de una alianza con la CNTE es pensar en dos tiempos. En el corto plazo es tener un aliado importante y representativo en las elecciones locales, y en el mediano plazo es utilizar esta alianza como uno de los instrumentos que le permitan echar abajo la reforma educativa, en caso de que llegue a Los Pinos en 2018. No le va a ser fácil enfrentar la reforma, si gana, la cual para esos días va a tener áreas consolidadas.

Lo inquietante del tema no es tanto el debate, siempre necesario y el cual se debe alentar bajo cualquier circunstancia, sino las premisas bajo las cuales se plantea.
En función de sus discursos y actitudes no pareciera que López Obrador esté dispuesto a discusiones abiertas e innovadoras, las cuales muy probablemente se darán en términos de intensos debates de confrontación de ideas. El debate deberá estar en los terrenos de la filosofía, principios y conocimiento en materia educativa más que de consignas políticas.

El reto para Morena está a la vista. No tiene sentido poner en duda el proyecto solo porque lo encabeza López Obrador, quien se sabe provoca todo tipo de comentarios, filias y fobias. Lo importante es conocer los principios y en qué se funda el proceso de enseñanza –aprendizaje, su proyecto y los resultados del mismo.
La incorporación de escuelas a la SEP, la UNAM, el IPN o las universidades de los estados, ofrecen el aval, para decirlo de manera doméstica el paraguas, de que el Estado se responsabiliza por la formación de los estudiantes.

Una obligación en educación es cuestionar, es uno de sus principios rectores. No importa si se trata de la reforma educativa o del proyecto de Morena. Lo que no se puede hacer es utilizar a la educación para atacar a otros, defender causas y entrarle a la militancia, las consecuencias y los costos los pagan invariablemente los estudiantes.

RESQUICIOS

Dos versiones sobre el “salvando al exgobernador Moreira”.
* Negamos categóricamente y estoy convencido que no habrá ninguna prueba que pueda validar que hubo gestión para su liberación: Miguel Ángel Osorio Chong, Secretario de Gobernación.
* Toda la Embajada estuvo volcada en Moreira, como nunca había ocurrido con otros detenidos: El País.

Posted on by Staff in Quebradero Deje su comentario

Add a Comment

  • Periodista desde hace 30 años y contando…

    Soy egresado de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la Universidad Nacional Autónoma de México; con estudios de licenciatura en la Universidad Iberoamericana. Fui docente de la carrera de Comunicación de la Universidad Autónoma Metropolitana hasta la década de los 80.
     
    Conduzco de lunes a viernes de 6:00 a 8:30 el noticiario de la mañana en Once TV y de 1:00 a 3:00 de la tarde el de Ultra Noticias, que se transmite en vivo al interior de la república. Los miércoles a las 21:00 horas estoy al frente de Mesa de diálogo en el Canal del Congreso, un espacio de conversaciones con los legisladores sobre los temas que se discuten en el Poder Legislativo. Conduje la inauguración de la edición 22 de los Juegos Olímpicos de Invierno en Sochi, Rusia.
     
    Ofrezco conferencias y seminarios en universidades y centros de exposiciones. He trabajado principalmente en medios electrónicos, aunque he mantenido espacios de opinión en medios escritos desde hace mucho tiempo.

  • Escribo la columna ‘Apunte’ en el periódico deportivo Récord todos los días y tengo un espacio los sábados: ‘Convicciones’, en el que trato temas de mi segunda pasión en la vida: los deportes.
     
    En televisión, fui conductor titular de los espacios de noticias matutinas en lo que fue Imevisión y del programa de revista Solórzano 3.0 en Once TV México.
     
     

  • Obtuve en dos ocasiones el Premio Nacional de Periodismo y he entrevistado a personalidades que van desde Mick Jagger hasta el subcomandante Marcos, pasando por políticos de todos niveles y de todos los partidos políticos.
     
    Desde julio de 2009, está en la red javiersolorzano.com, una apuesta que abre las opciones informativas en un medio nuevo con editoriales diarias vía podcast.